Cómo optimizar un perfil de LinkedIn

No se necesitan muchas luces para saber que LinkedIn se ha apoderado del ámbito laboral en el mundo online. No sólo se ha convertido en la red social para profesionales por excelencia, sino también en la carta de presentación que nunca duerme. Además, proporciona una vía muy eficaz para conectar con otros profesionales de nuestro entorno y encontrar nuevas oportunidades.

 

Nos gusta pensar en esta plataforma como un currículum más real… Y más humano. Por ello, es vital saber optimizar un perfil de LinkedIn. Queremos que resaltes y vayas un paso por delante, así que hoy te enseñamos a echarte flores… ¡Pero a echártelas bien! No te muevas, que te lo contamos.

Detalla tu experiencia laboral

Para evitar confusiones, especifica el cargo completo. Por ejemplo, “Consultor de Marketing y Social Media” en lugar de “Consultor de Mktg y SM”. Incluye el nombre de la empresa y su logo, así como las labores y funciones principales de cada puesto de trabajo. Aquí también es aconsejable mencionar proyectos en los que has trabajo o clientes con los que has colaborado.

Es recomendable incluir todos los trabajos que consideres relevantes, ya sean de hace 8 años o 2 meses. Recuerda que, aunque a priori un antiguo puesto pueda no resultar útil, seguro que te proporcionó algo positivo que aún te sirve hoy. Eso sí, céntrate más en tu puesto actual o aquellos que consideres más importantes. Especifica su periodo de duración, así como los logros, habilidades y cualidades que implementaste y aprendiste durante tu estancia en cada uno.

Resumen y datos personales

Si quieres (¡y deberías querer!) darle bombo a tu marca personal, no te olvides de los datos personales.

Lo primero será detallar tu resumen (lo que aparece arriba del todo) para que esté completo y sea atractivo. Al fin y al cabo, es lo primero que se verá de tu perfil. Descríbete en un par de líneas, destacando tu situación actual, objetivos y ambiciones profesionales. Digamos que sirve para abrir boca.

Resumen perfil de Linkedin

Un elemento importante para optimizar un perfil de LinkedIn es la foto personal. Escoge una de buena calidad, en la que se te vea bien y transmita lo que quieras transmitir sobre ti. ¿Es profesionalidad? ¿Cercanía? ¿Creatividad? En mi caso, por ejemplo, opto por una foto en blanco y negro porque me resulta diferente y visualmente estético.

Resumen perfil LinkedIn

Enlaza tu perfil a otros perfiles de redes sociales, pon visible u oculta tus datos de contacto (email, número de teléfono) e incluye enlaces a sitios webs personales. Si tienes un blog o página web propios, no dudes en incluirlos. No sólo guiarás más trafico hacia ellos, sino que enriquecerás tu marketing personal. Esto se encuentra en la sección de “información de contacto”, en la parte inferior del perfil.

Muestra tu perfil en varios idiomas

Aunque esto depende de tus ambiciones profesionales, es muy recomendable mostrar tu perfil, al menos, en tu idioma nativo e inglés. Este último es el idioma que casi todos hablan, en muchísimos países distintos, por lo que se utiliza mucho en el ámbito laboral. Pincha en “ver perfil como”, dale a la flecha y haz clic en “crear perfil en otro idioma”.

Optimizar perfil de LinkedIn en varios idiomas

Sobre todo si tienes aspiraciones laborales a nivel internacional, ni lo dudes. Y si te sientes cómodo en más lenguas, ¿por qué no traducirlas a estas también? ¡10 puntos para ti!

Ordénalo por prioridades

Otro factor para optimizar un perfil de LinkedIn es su estructura y formato. Organiza las secciones según su nivel de importancia y/o relevancia. Cada sector o puesto de trabajo conlleva distintas prioridades, así que ojo con cómo estructuras el perfil. Utiliza el sentido común. Si eres traductor, los idiomas serán tu máxima prioridad, así que destácalos arriba del todo. Si eres diseñador web, será más importante tu experiencia y uso de herramientas específicas.

Como regla general, recomendamos posicionar más arriba el resumen, experiencia laboral, recomendaciones, idiomas, méritos y proyectos. Otros aspectos como tu educación, habilidades, datos personales y voluntariado, grupos a los que perteneces y páginas que sigues, pueden no tener un papel protagonista. Aunque como decimos, siempre dependerá del cargo y el sector.

Consejo: no te guíes por perfiles de éxito que no tengan nada que ver contigo. Piensa en qué buscarías tú y seguro que irás por buen camino. 😉

Pide recomendaciones

Contar con recomendaciones de jefes o superiores es un gran plus para buscar trabajo y optimizar tu perfil de LinkedIn. Mientras estés en un puesto de trabajo, o lo hayas dejado en buenos términos, pídele a tu jefe o a algún superior que te recomiende. Será visible para todos y aparecerá debajo del puesto de trabajo para el que te ha recomendado. Del mismo modo, si alguien te pide una recomendación, dásela. ¡Puede que mañana serás tú quien la necesite!

De igual manera, puedes pedir recomendaciones en cuanto a tus habilidades y cualidades. Seguro que la mayoría lo harán voluntariamente, pero no tengas miedo a pedirlo. ¡No dirán que no!

Habilidades y cualidades perfil de LinkedIn

Actualización constante

No olvides que tu perfil de LinkedIn es un currículum que no descansa. Por ello, es esencial actualizarlo según actualizas tu vida. Si cambias de trabajo, indícalo, añade el puesto nuevo y sus funciones. Del mismo modo, ve integrando los últimos proyectos en los que hayas trabajado y las habilidades aprendidas. Lo más fácil y cómodo es revisar tu perfil una vez al mes, como mínimo, y modificar los cambios que creas oportunos.

Recuerda que, cada vez que edites tu perfil, LinkedIn te preguntará si quieres que se notifique a tus contactos. Es recomendable mantener estas notificaciones desactivadas. Cuando hagas un cambio de vital importancia, o que forme parte de una estrategia, notifícalo de forma individual.

Enlace personalizado

¿Sabías que puedes personalizar el enlace a tu perfil? Por defecto, la URL contendrá números, lo cual resulta confuso y poco atractivo. Es aconsejable modificar este por tu nombre completo (individuo o empresa), aunque habrá casos en los que el nombre “artístico” o popular sea más acertado.

Enlace personalizado y datos de contacto

¡Y así es como te lloverán trabajos como churros! Bueno, esto no podemos prometerlo. Pero si sigues estos consejos, seguro que la vida laboral te sonreirá un poquito más. ¿Tienes algún truco personal para optimizar un perfil de LinkedIn? ¿Algún secreto oculto? Cuéntanoslo, ¡compartir es vivir!

The following two tabs change content below.

Laura Blanco Toro

Últimos artículos de Laura Blanco Toro (Ver todos)

Etiquetas:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Sin comentarios

Deja un comentario:

11 + Trece =